8 de febrero de 2006

Amor y Vida

Por: Anaí Aritzmendi y Joaquín Villaverde (alumnos del curso Valores en el Ejercicio Profesional)

Este es una pequeña reflexión que nos gustó y nos gustaría compartir:

La inteligencia sin amor, te hace perverso.
La justicia sin amor, te hace implacable.
La diplomacia sin amor, te hace hipócrita.
El éxito sin amor, te hace arrogante.
La riqueza sin amor, te hace avaro.
La docilidad sin amor te hace servil.
La pobreza sin amor, te hace orgulloso.
La belleza sin amor, te hace ridículo.
La autoridad sin amor, te hace tirano.
El trabajo sin amor, te hace esclavo.
La simplicidad sin amor, te quita valor.
La oración sin amor, te hace introvertido.
La ley sin amor, te esclaviza.
La política sin amor, te hace egoísta.
La fe sin amor te deja fanático.
La cruz sin amor se convierte en tortura.
LA VIDA SIN AMOR... NO TIENE SENTIDO......…

Autor anónimo.


Creemos que esta reflexión la debemos aplicar a la vida diaria, porque la mayoría de los males que nos aquejan, es por la falta de amor. Cualquier situación por mala que sea, o parezca, con amor será más fácil o por lo menos no tan dolorosa.


¿Y que es el amor?, esta es una pregunta difícil, para nosotros el amor es: el impulso para seguir adelante, la motivación para mejorar, el más grande regalo que Dios nos pudo dar, y entre muchas cosas más, la razón para vivir.

Y tú, ¿Cuánto amor estás dispuesto a compartir?

4 comentarios:

Román Salazar Ramírez dijo...

La reflexión es muy buena ya que, el amor en verdad es algo que debemos de tener presente cada día, empezando por uno mismo, por que yo pienso que el que no se ama a uno mismo no puede amar a otra persona.
El amor es algo muy difícil de explicar incluso para uno mismo por que muchas veces confundimos algunos de los segundos términos de algunos enunciados de la lectura anterior como servil, esclavo o fanático con el verdadero amor.
En cuanto a la pregunta ¿Cuanto amor estas dispuesto a dar? yo creo que si en verdad es amor, no se puede medir por que lo tienes que dar sin estar contando tus acciones o la forma en que lo des.

Indra dijo...

Pues, creo que es muy cierto lo que nos dicen, ya que tendemos a vivir la vida procupandonos, por lo que tenemos, por lo que logramos, por lo que queremos hacer, sin embargo vamos perdiendo el sentido de por que lo hacemos, yo creo que antes que todas las cosas materiales esta el amor y los sentimientos, creo que estos son la base de para poder lograr y hacer todo lo que queramos, pero que el principio de nuestras metas sea los sentimientos y no perderlos en el camino.
Creo que este sentimiento es el más grande que alguien puede sentir y un impulso para tu vida

Sandra Aranda Arzaluz dijo...

En la vida siempre nos vamos a enfrentar a cosas que parecen ser difíciles, pero debemos tener presente que no son imposibles y que las podemos lograr confiando en nosotros mismos.

Creo que el amor es lo más importante que debe sentir el hombre para vivir al máximo y siempre en paz, y así lograr lo que se propone.

Algunas veces siento que me preocupo mucho por encontrar soluciones a mis problemas sin darme cuenta que éstas surgen dependiendo de la forma en que la vida se ve. He comprendido que por eso todo lo que hago debe ser realizado con amor, pues la falta de éste origina en las personas la falta de reflexión y seguridad sobre qué deben hacer y cómo.

Asimismo, a veces entre las personas no nos entendemos porque las palabras han perdido el verdadero significado y cada uno las interpreta a su manera, y esto pasa igual con la palabra amor que ha sido mal transmitida y con limitaciones sin considerar todo lo bello que encierra. Creo que esto se debe a la falta de amor en nuestra sociedad y al egoísmo que sentimos, como cuando queremos recibir ayuda de los demás pero no queremos ayudar.

Vivimos sin interesarnos en nuestro mundo, sin detenernos a pensar en las personas que nos rodean. Debemos lograr un cambio tal que podamos empezar a ver a nuestro alrededor así como evitar que lo material domine nuestra manera de pensar, no debemos dejar que otros sentimientos nos esclavicen, recordando que siempre tenemos que vivir con amor.

Pienso que el amor a uno mismo se logra cuando la persona es capaz de respetarse, confiar en sí misma y ser libre. Para poder actuar con amor ante todo, debemos dejar de lado las diferencias innecesarias que a veces como humanos establecemos, pues sólo así lograremos vivir plenamente.

Siento que si todo lo hacemos con amor, evitaremos sentirnos débiles ante las situaciones que se nos presenten, sin temor a equivocarnos. Pero para ello es importante cambiar desde nuestro interior y sólo así dejaremos atrás sentimientos que no valen la pena.

Así, cuando veamos que algo le sucede a otra persona, no debemos ignorarlo, sino hacernos cargo porque creo que no es necesario que esto nos suceda para actuar.

También pienso que no es fácil para nosotros resolver la cosas porque no siempre hacemos lo que se debe. Lo que en realidad deberíamos hacer es comenzar por amarnos más a nosotros mismos para poder amar a los demás y las cosas que hacemos.

Yasmin dijo...

Me gusò mucho su blog. Creo que habla de un aspecto sustancial e indispensable en la vida de toda persona. He visto en las vidas de algunas personas que conozco còmo la falta de amor puede llegar a afectar tan profundamente.

A fines del años pasado, una de mis vecinas estuvo a punto de suicidarse. Ella tiene 20 años, vive junto con su esposo, su niño de 9 meses y sus suegros. Una tarde ella saliò de su casa y tras de ella su esposo tratando de convencerla de que no se suicidara. Se subiò al puente de Tollocan pero su esposo la detuvo y regresò con ella a su casa. Como mi papa es mèdico le pidieron que fuera a platicar con ella y darle un calmante. Mi papa nos dijo que le habìa preguntado a esta muchacha la razon por la cual ya no querìa vivir, a lo cual respondiò que todo se debìa a que nunca nadie le habia demostrado un verdadero amor e interes por su vida. Expresò con amargura que su esposo nunca le decia por lo menos "te quiero" o "còmo te fue hoy". Y dijo que al haber sido abandonada por sus padres, habìa buscado amor en su pareja pero al no conseguirlo, entonces ya no le veìa sentido a su vida.

Creo que en muchas ocasiones lo que puede despertar el animo o alzar el autoestima de una persona es el hecho de decirle que es especial o apreciada. Sin embargo, Dios es el Ùnico que puede darle sentido a la existencia de todo ser humano atravès de su regalo de amor para cada uno de nosotros.